Tras mi visita a Phantasialand, he de decir que he salido muy contento de este parque, a pesar de quedarse algo corto en número de atracciones. Lo que más me gustó fue el aprovechamiento del espacio y la calidad de la tematización. Y como hay tantas cosas, a saber o comentar, aquí van algunas:

  • A SABER:

>> El parque abre a las 9, aunque las atracciones a las 10. Uno puede desayunar, empezar a hacer cola… Durante este tiempo, se pueden observar a los trabajadores de mantenimiento acabando sus tareas, como dejar la plaza de Wellenflug impoluta.

>> Durante el verano, el parque ofrece la entrada del segundo día gratuita (ver fechas en la web del parque). Uno solo tiene que solicitarlo en la plaza de Wellenflug o en la salida. La oferta es personal e intransferible, por eso tienes que escribir tu nombre cuando te dan el cupón y firmarlo al entrar de nuevo el día que quieras (dentro del período de la oferta, claro).

>> Hay taquillas en el parque para dejar los trastos. Se encuentran en cuatro localizaciones: dos en la zona de Winja’s Fear & Force, y las otras al lado de los teatros Arena de Fiesta y Silverado Theatre. Cuestan 2€ con una fianza de 1€, que se devuelve al dejar la taquilla. Se pueden utilizar todo el día, así que lo principal es elegir un lugar bien situado.

>> Se puede entrar comida y bebida; no se permiten botellas o contenedores de cristal. En el parque hay varias zonas de picnic.

>> El aparcamiento es de pago, evidentemente. Es muy amplio y a veces es visitado por la policía que hace algunas rondas.

  • COSILLAS:

>> Gran variedad y calidad de la comida.

>> Detalles de los baños para los más pequeños.

>> Detalles temáticos por doquier.

>> Tematización de los soportes de Taron que están en los viales.

>> Soportes de Taron: parece que durante el primer año se apretaron más los pernos y se volvieron a marcar en verde.

>> Soportes de Taron: detalle y supersoporte.

>> Tematización de Klugheim: caras por doquier.


11