No se a que nivel es 100% creíble este tipo de noticias, pero me pareció curioso al menos para opinar y pensar un poco, aunque visto lo visto parte de razón creo que tiene.

Porque no todo es tan bonito como parece... Ha debutado por todo lo alto (nunca mejor dicho), pero hay ciertas cosas que Port Aventura no nos ha contado de Ferrari Land. Por ejemplo, que su apertura fue una exigencia de los accionistas que querían más rentabilidad, que ha costado un pastizal y que desde Ferrari pusieron un montón de condiciones no todas fáciles de alcanzar. Que Port Aventura no haya contado todo de Ferrari Land es fácil de entender. Todas las empresas guardan cierta información que, por diferentes razones, no interesa salga a la luz pública; pero es precisamente por eso por lo que esos datos adquieren un morbo especial. Nosotros nos hemos enterado de algunos de esos datos que no se hicieron públicos ni durante los muchos de espera previa ni durante la presentación por todo lo alto del nuevo parque temático de Ferrari en Port Aventura.

¿Te los cuento? 1. Ferrari Land no fue una buena idea, fue una imposición

Lo de montar Ferrari Land no fue una buena idea del equipo de dirección de Port Aventura, sino un imposición de la junta de accionistas que quería aumentar la rentabilidad del parque pero que, para ello, necesitaba tener mayor impacto internacional. Port Aventura es un parque muy conocido en España, pero parece que más allá de nuestras fronteras no tenía el empuje suficiente para mover al suficiente público. Para solucionarlo, necesitaban una marca que moviera a las masas y la apuesta ideal era Ferrari.

2. Cuánto ha costado el acuerdo

Port Aventura ha sabido guardar muy bien el secreto de cuánto dinero ha costado firmar un acuerdo con los de Maranello. Se dice que para poner en marcha Ferrari Land han tenido que desembolsar una cifra inicial de 100 millones de euros (el doble de lo que ha costado la construcción del parque) a los que hay que sumar una cuota de cinco millones cada año.

A cambio, eso sí, Port Aventura ha conseguido el compromiso de Ferrari de que no firmará ningún acuerdo similar en Europa; de manera que Ferrari Land solo tendrá que competir con el Ferrari World de Abu Dhabi.

3. Debía haber sido más grande

Los planes iniciales apuntaban que Ferrari Land tendría su propio hotel. De momento, no existe; aunque sí hay espacio suficiente para abrir alojamientos e, incluso, ampliar las atracciones.

Porque esa es otra, hay quien opina que se han quedado cortos en diversión. El Red Force, el acelerador vertical que alcanza los 180 km/h (es la montaña rusa más alta de Europa) atrae a mucha gente; pero el parque vende 11 atracciones de las que nueve entran en el precio de la entrada (para las otras dos hay que pagar aparte).Y esa es otra. Cerrada la compra, las cabezas pensantes de Port Aventura se dieron cuenta de que habían adquirido un producto de lujo para un parque de atracciones de masas. Tocaba encajar ambos productos y decidieron hacerlo con el precio. Es por eso que para entrar en Ferrari Land hay que pagar un suplemento de 13 euros; y para que no haya demasiado gente, en temporada alta han establecido dos turnos de visita (mañana y tarde).

http://www.autobild.es/noticias/que-port-aventura-no-nos-ha-contado-ferrari-land-153532

0